Senador Navarro pide investigar las denuncias sobre eventual injerencia extranjera en el estallido social chileno

Senador Navarro pide investigar las denuncias sobre eventual injerencia extranjera en el estallido social chileno

Comparte esta nota
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
  • El senador progresista se reunió con el Fiscal Nacional, Jorge Abbott, para pedir que el Ministerio Público inicie una investigación sobre la supuesta intervención de Estados extranjeros en las movilizaciones sociales nacionales, tal como lo ha denunciado el gobierno de Estados Unidos y el propio Presidente Sebastián Piñera. Abbott, por su parte, quedó de recabar todos los antecedentes que manejen fiscales al respecto para iniciar indagatoria.

Santiago, martes 03 de diciembre de 2019.- Para pedir que se investigue de manera urgente, y mediante la designación de un fiscal especial, todos los antecedentes que apuntan a una eventual intervención extranjera en los movimientos sociales chilenos, el senador progresista Alejandro Navarro se reunió esta mañana con el Fiscal Nacional, Jorge Abbott.

El congresista relevó ante el jefe del Ministerio Público la gravedad de las afirmaciones que han realizado tanto miembros del gobierno de Estados Unidos, como las del propio Presidente Sebastián Piñera sobre la supuesta injerencia de Estados extranjeros en el estallido y crisis social que se vive en Chile desde el pasado 18 de octubre.

“Las afirmaciones del Presidente Sebastián Piñera a la BBC de Londres y al diario El País respecto de gobiernos extranjeros que han intervenido en la crisis y han promovido las movilizaciones sociales son gravísimas. Si el Presidente tiene antecedentes debe ponerlos a disposición inmediata de la Fiscalía Nacional y del Congreso Nacional”, destacó.

El senador Navarro, junto a calificar como “inaceptable” que cualquier gobierno extranjero intervenga en los movimientos sociales chilenos, también apuntó a la “irresponsabilidad” del primer mandatario de denunciar de manera reiterada la existencia de un “enemigo poderoso, implacable que quiere destruir Chile”, sin poner a disposición de la Fiscalía Nacional y del Congreso los antecedentes en que se basa su acusación.

“Si es solo un enemigo imaginario del Presidente Piñera, sus declaraciones solo causan alarma pública, de manera irresponsable. (…) Si el que afirmara estos dichos no fuera el Presidente Piñera, estaría preso por transgredir por cierto las leyes chilenas. Es una situación muy clara de sedición y eso en una democracia es inaceptable. Aquí hay que investigar o el Presidente Piñera debe aclarar”, agregó.

Entre los antecedentes entregados por el parlamentario al Fiscal Nacional se mencionan las publicaciones de prensa nacional y extranjera sobre la serie de intervenciones de representantes del gobierno de Estados Unidos en los que se refieren a un supuesto plan de Rusia, Cuba y Venezuela para desestabilizar a los países de la región. Abbott, por su parte, recibió la información y quedó de recabar antecedentes entre los fiscales.

En octubre pasado, el portavoz de la Casa Blanca, Judd Deere afirmó que “EE.UU. respalda a Chile, un aliado importante, mientras trabaja para restaurar pacíficamente su orden nacional. El presidente Trump denunció los esfuerzos extranjeros para socavar las instituciones, la democracia o la sociedad chilenas”. Trump llamó al Presidente Piñera para advertirle de estos hechos”.

Días antes, el encargado de Latinoamérica en el Departamento de Estado, Michael Kozak, dijo que EE.UU. había identificado en las redes sociales “cuentas falsas” procedentes de Rusia que intentan sembrar discordia en la red, lo que fue desmentido por el gobierno ruso .

El 24 de octubre pasado el Secretario general de la Organización de los Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, denunció lo que describió como un “patrón” de desestabilización de Venezuela y Cuba en los países latinoamericanos, primero en Colombia y Ecuador, y ahora también en Chile. “Las brisas del régimen bolivariano impulsadas por el madurismo y el régimen cubano traen violencia, saqueos, destrucción y un propósito político de atacar directamente el sistema democrático y tratar de forzar interrupciones en los mandatos constitucionales (… ) Los intentos que hemos visto documentados en Ecuador y Colombia, vemos hoy repetido ese patrón en Chile”.

En tanto, ayer lunes el secretario de Estado de EE.UU., Mike Pompeo, dijo este lunes que Washington ayudará a los “gobiernos legítimos” de América Latina para evitar que las protestas, que se desarrollan en diversos países, “se conviertan en sublevaciones”. El funcionario, además, negó que estos disturbios reflejen “la voluntad democrática del pueblo”, en referencia a los países donde se han registrado manifestaciones.

X